Dermatitis atópica y tratamientos naturales0

La atopia es una reacción del sistema inmune que se caracteriza por el incremento de anticuerpos (inmunoglobulinas). Es una hipersensibilidad anómala que padecen ciertas personas ante unas determinadas condiciones que son inocuas para el resto de la población. La manifestación de la atopia puede darse en diferentes partes del cuerpo, pero las más habituales son en la piel, la nariz y el aparato respiratorio. Son síntomas habituales de la atopia la rinitis alérgica, el eccema y el asma.  Estas molestias pueden manifestarse aisladamente, coexistir al mismo tiempo o producirse una después de la otra.

Si nos centramos en la piel, la atopia más habitual es la llamada dermatitis atópica alérgica o extrínseca.  Se da en un 75% de los casos y tiene que ver con factores alimenticios o medioambientales. La dermatitis atópica intrínseca es aquella en la que no se ha podido demostrar la influencia de estos factores. … Leer más →

Menopausia: hábitos saludables para aliviar las molestias0

La menopausia es el final de la etapa reproductiva de la mujer. El cese de la producción de estrógenos conlleva una serie de síntomas: sudoración excesiva, sofocaciones, cambios en el metabolismo, etc. Sin embargo, muchos de estos inconvenientes pueden paliarse o prevenirse con unos buenos hábitos de vida. También hay plantas medicinales para reducir las molestias de la menopausia. En este artículo proponemos tanto recomendaciones dietéticas y nutricionales para la menopausia como indicaciones sobre plantas medicinales y otros consejos de carácter general para afrontar esta etapa.

Alimentos que debemos potenciar en la menupausia

  • Alimentos remineralizantes (calcio, magnesio, silicio, flúor, fósforo, boro, manganeso, zinc, cobre…)
  • Alimentos alcalinizantes: umeboshi y algas.
  • Alimentos ricos en vitaminas D, A, K, B9 y B12.
  • Alimentos ricos en bioflavonoides: fresas, naranja ácida, espinacas, remolacha, pimientos, cebolla, aguacate, berenjena, plátano, brócoli, coliflor…
  • Alimentos ricos en aminoácidos esenciales: trigo sarraceno, amaranto, quinoa, pescado, huevos, carnes blancas, polen
  • Alimentos con fitoestrógenos: isoflavonas (soja, trébol rojo), cumestanos (alfalfa, col), lignanos (lino, legumbres, verduras, frutas), así como derivados del resorcinol: resveratrol (uva), macoides (maca) y alholvas.
  • Alimentos antioxidantes y ricos en clorofila.
  • Estimulantes de la producción de estrógenos: salvia y eleuterococo (útiles en la premenopausia para alargar la producción de estrógenos).

Alimentos aconsejados

  • Verduras: col, coliflor, brócoli, nabos, germinados de alfalfa, mostaza, ortigas, alcachofas, escarola, berros, canónigos, rúcula, perejil, puerros, calabaza, zanahoria, espárragos y algas (arame, hiziki, kombu, wakame, chlorella y espirulina).
  • Frutas: piña, fresa, frambuesa, naranja, mandarina, ciruela, manzana, granada, chirimoya, moras, arándanos, uva negra, pasas, higos, coco, aguacate, dátiles…
  • Condimentos: cola de caballo, ortiga en polvo y fenogreco.
  • Especies: ajo, cúrcuma, canela, mostaza, jengibre, albahaca, nuez moscada, orégano, menta y coriandro.
  • Frutos secos: almendras, anacardos, nueces, pistachos, avellanas, castañas, piñones…
  • Granos y cereales: amaranto, mijo, avena, trigo sarraceno, quinoa, arroz integral, maíz…
  • Legumbres: soja, azuki, garbanzos, soja fermentada, tofu, judías blancas, lentejas, guisantes, habas..
  • Tubérculos: cebolla, ajo, nabo, zanahoria, daikon, remolacha, maca, yacon, mandioca…
  • Pescado: pescado azul, merluza, lubina, bacalao.
  • Carne: pollo, pavo, conejo.
  • Huevos: la yema.
  • Lácteos: quesos de cabra y oveja semicurados, yogur, kéfir…
  • Fermentados: chucrut, soja fermentada (miso, tamari), umeboshi, kombucha, kéfir de agua…

Alimentos que debemos evitar

  • Alimentos acidificantes: productos lácteos, carnes, café, azúcar blanco…
  • Embutidos y sal.
  • Dietas hiperprotéicas.
  • Exceso de alcohol.
  • Alimentos que dificultan la absorción del calcio (solanáceas, alimentos ricos en potasio, conservas, aditivos con fosfatos, bebidas carbonizadas, refrescos con cafeína…)

Una dieta adecuada puede paliar algunas de las molestias de la menopausia.

Otros consejos generales para la menopausia

  • Tomar alimentos hidratados y beber 2 litros de agua al día.
  • Consumir grasas de origen vegetal (aceite de oliva).
  • Masticar y ensalivar bien los alimentos.
  • Potenciar el consumo de alimentos procedentes de la agricultura ecológica.
  • Mantener una vida activa sin abusar de la energía
  • Practicar ejercicios de respiración para oxigenar los tejidos.
  • Tomar el sol 20 minutos al día en horas prudentes.
  • Mantener los intestinos en buenas condiciones para una buena asimilación de los alimentos.
  • Mantener en buenas condiciones el hígado y los riñones.

 

Complementos dietéticos para prevenir o tratar molestias de la menopausia

  • Sofocaciones: isoflavonas de soja con lignanos, fito-complex menopausia (con extractos de cimicifuga, trébol rojo y lúpulo)
  • Sequedad vaginal: perlas de germen de trigo, omega-6 y 7 y aceite íntimo.
  • Descalcificación: aceite de hígado de bacalao, shiitake, verde de alfalfa, dolomita, coral marino, minerales ricos en calcio, sésamo, plantas remineralizantes y algas.
  • Artritis-Artrosis: glucosamina y condroitina, silicio, colágeno, masajes con aceites o lociones naturales con propiedades antiinflamatorias (árnica, hipérico, romero, harpagofito, cáñamo, aceites esenciales (romero, menta, jengibre, mejorana, manzanilla, etc.)
  • Hipercolesterolemia: lecitina de soja, betaglucanos, semillas de chía, plantas que ayudan a regular los niveles de colesterol, omega 3
  • Hipertensión: complemento de ajo, olivo y espino blanco, y plantas hipotensoras (olivo y espino blanco).
  • Artromialgias: harpagofito.
  • Irritabilidad, nervios y estrés: plantas relajantes, triptófano y vitaminas del complejo B.
  • Agotamientos y falta de energía: jalea real complex, bayas de gogi, ginseng, noni, schisandra, maca y guaraná.

Consejos para el cuidado de la piel en la menopausia

  • Mantenerla hidratada bebiendo mucha agua.
  • Los ácidos grasos omega 6 (aceites de onagra y borraja) y omega 7 (aceite de espino amarillo) evitan la sequedad de la piel.
  • Cremas nutritivas naturales
  • Crema circulo para mantener y activar la circulación de las piernas.
  • Rosa mosqueta para paliar líneas faciales y estrías.
  • Utilizar a menudo cremas reafirmantes para mantener la tersura corporal.

Plantas medicinales recomendadas en la menopausia

  • Por su acción fitoestrogénica: alholva, cimicifuga, dong-quai, alfalfa, trébol rojo, zausgatillo, salvia y perejil.
  • Remineralizantes: avena, cola de cabello y ortiga dioica.
  • Antisudoríferas: salvia y ciprés.
  • Relajantes: melisa, azahar, pasiflora, mejorana, tila, valeriana, hipérico, amapola y lúpulo.
  • Antihemorrágicas (sangrados excesivos): bolsa de pastor, ortiga dioica, cola de caballo, alfalfa (rica en vitamina K).
  • Antidepresivas: ajedrea, hipérico, romero, menta y regaliz.

AGUA DE MAR, FUENTE DE SALUD1

Bañarse en el agua de mar, respirar la brisa, pasear por la playa, escuchar y sentir las olas, es una sensación muy gratificante que nos proporciona un agradable estado de felicidad. Pero más allá de una experiencia mística resulta muy beneficiosa para nuestra salud.

El agua de mar o agua salada es una fuente de recursos minerales en la que, con mayor o menor concentración, se encuentran todos los elementos químicos conocidos. La concentración media de sales minerales disueltas es del 3,5% y su punto de congelación está alrededor de -2°C. De todos los mares abiertos el Mar Rojo es el que presenta mayor salinidad (4%) y el Báltico es el de salinidad menor.

El agua de mar presenta una elevada conductibilidad eléctrica, a la que contribuyen la polaridad del agua y la abundancia de iones disueltos. El agua marina es ligeramente alcalina, el valor de su pH varía entre 7,5 y 8,4.

Las células, para poder desarrollar sus funciones correctamente, deben disfrutar de un medio interno equilibrado como método para evitar que los órganos terminen deteriorándose. Y ese medio interno es análogo al gua de mar. … Leer más →

PREVENIR ANTES QUE CURAR0

Prevenir antes que curar, esta gran frase clásica aplicada en términos de salud, nos afirma de la importancia de fomentar estilos de vida saludables en la prevención de la enfermedad.

En la rama de la Medicina preventiva, se enfoca en el mantenimiento de la salud mediante la detección de dolencias en su etapa inicial, ofreciendo mejores alternativas de tratamiento y mayores posibilidades de sanar. Es importante acudir a la consulta médica para valorar nuestro estado de salud, rompiendo de esta maneracon la tradición de acudir al médico solo ante una dolencia o sintomatología.

La falta de tiempo para el cuidado personal, la inactividad física, la alimentación desequilibrada, el estrés, los hábitos tóxicos como el tabaco o el exceso de alcohol, afectan negativamente la salud, favoreciendo el desarrollo de la enfermedad. Es preciso replantear nuestro estilo de vida para poder disfrutarla de una forma saludable.

Leer más →

AROMAS NATURALES DEL VERANO0

Te presentamos los 5 aceites esenciales que no pueden faltar en tu botiquín de verano. Por sus propiedades relajantes, tónicas, calmantes o repelentes de insectos pueden sernos de utilidad ante algunas situaciones frecuentas en esta época.

ACEITE ESENCIAL DE CITRONELA

Se obtiene por destilación de la planta Cympogon nardus y Cymbopogon winterianus (Citronela de Java). En la composición del aceite esencial,  las moléculas aromáticas más activas incluyen cintronelol, geraniol y citronelal.  En aromaterapia es uno de los aceites más empleados para alejar los insectos. Está presente en la mayoría de lociones naturales repelentes de mosquitos, piojos, pulgas y garrapatas. La Agencia de Protección ambiental de E.E.U.U. lo considera como un “biopesticida”, un agente no tóxico de acción contra los insectos.

Se utiliza para ayudar a disminuir las erupciones, la inflamación, aliviar dolores musculares y tratar infecciones por bacterias y hongos. En la esfera emocional es efectiva en la reducción del estrés, la ansiedad y el insomnio.

ACEITE ESENCIAL DE NARANJA

Aumenta nuestro estado de ánimo, creando una sensación de felicidad y calma. Perfecta para eliminar el agobio y mal humor que pueden provocarnos las altas temperaturas. Es una opción natural para aliviar la ansiedad, la ira y la depresión.

Podemos aplicar unas gotas en un difusor o quemador par ambientar la habitación, añadir unas gotitas en el agua de baño o diluir unas gotas en un aceite esencial y aplicarlas sobre el cuerpo. Los aceites esenciales cítrico son fotosensibles, por lo que no se recomienda su uso durante el día, podría producir manchas en la piel. Es mejor utilizarlos por la noche.

ACEITE ESENCIAL DE MENTA

Aumenta la concentración y despeja la mente. Un buen aliado para los conductores durante los viajes o para los estudiantes que deben recuperar alguna asignatura en Septiembre. Colocaremos un algodón o gasa impregnado de este aceite cerca del puesto del conductor o la mesa de estudio. Excelente para calmar dolores de cabeza y migraña, aplicaremos un par de gotas en la sien o bien diluiremos 5 gotas en una cucharada de aceite de oliva y extenderemos la mezcla por el nacimiento del pelo. Es refrescante y analgésico en caso de picaduras, golpes o quemaduras. Podemos mezclarlo con aceite esencial de ciprés y lavanda en un aceite base para combatir la retención de líquidos y mejorar la circulación periférica, reduciendo  la sensación de piernas cansadas. Si añadimos unas gotas a cualquier producto de limpieza casero, aumentará el poder desinfección y aromatizará el hogar.

ACEITE ESENCIAL DE LAVANDA

El aliado perfecto para después del sol. Podemos mezclar unas gotas en agua y pulverizarlo sobre la piel, refrescándola y calmándola. Recuerda de agitar bien el frasco antes de utilizarlo para asegurarte que la dos fases queden bien mezcladas. Es uno de los aceites más versátiles y polivalentes, considerado para algunos el rey de los aceites esenciales. Es un magnífico relajante capaz de aliviar síntomas de nerviosismo, depresión o insomnio

ACEITE ESENCIAL DE ÁRBOL DE TÉ

Es considerado uno de los más potentes antisépticos naturales. Diluido en un aceite vegetal o alcohol de 70ºC y aplicado sobre heridas, quemaduras o ampollas evita que se infecten. Combate infecciones en las uñas, pie de atleta y otros hongos en los pies, muy frecuentes en verano por el uso de duchas comunitarias, piscinas y gimnasios. Sobre una picadura de mosquito u otro insecto ayuda a que desaparezca rápidamente. En estos casos lo aplicaremos puro sobre la zona afectada. Diluido en una crema de caléndula o gel de aloe vera es ideal para tratar la piel con acné. Si ponemos unas gotas en el champú reduce la aparición de caspa y es efectiva en caso de infestación por piojos.

Si queremos aprovechar su poder desinfectante podemos incorporar unas gotas en los productos de limpieza del hogar. Te ayudará a ahuyentar las hormigas de una forma natural y segura.