Insomnio: remedios naturales para combatirlo0

Los seres humanos invertimos, por término medio, un tercio de nuestra vida en dormir. Dormir es una actividad necesaria porque con ella se restablece el equilibrio físico y psicológico básico para las personas.

El insomnio se define como la dificultad para conciliar o mantener el sueño, o el despertarse muy temprano y no poder volver a dormir. En definitiva, la falta de sueño reparador.
El insomnio es uno de los trastornos que más afecta a nuestra sociedad. Se estima que el 30% de la población lo padece, especialmente los ancianos, las mujeres y personas con enfermedades psiquiátricas. El insomnio puede manifestarse de diferentes maneras: la dificultad para conciliar el sueño, la dificultad para mantenerlo, un despertar precoz y la sensación de un sueño poco reparador. Cuando el insomnio se mantienes más allá de 4 semanas, nos encontramos con un trastorno que se está cronificando.

Es fundamental conocer las causas del insomnio para poder tomar medidas oportunas. Las causas pueden ser de diferente índole, pero habría que destacar la ansiedad, la angustia, el miedo, la tristeza y las molestias físicas; la toma de sustancias estimulantes; o circunstancias ambientales (ruido, temperatura inadecuada, cama incómoda, etc.). La multitud de posibles causas hace que cada persona deba ser diagnosticada y tratada de manera individual, acorde con sus circunstancias.

Fitoterapia para el insomnio

Disponemos de una gran variedad de plantas medicinales con acción relajante y sedante. Una tisana a base de pasiflora (Passiflora incarnata), amapola europea (Papaver rhoeas), amapola de California (Eschscholzia califórnica), espino blanco (Crataegus oxycantha), tila (Tilia platyphyllos) y lúpulo (Humulus lupulus) después de cenar nos ayudará a tener un sueño continuo y reparador.

Aromaterapia para el insomnio

En el campo de la aromaterapia, la esencia de lavanda (Lavandula angustifolia), azahar (Citrus auriantum), y manzanilla (Matricaria chamomilla) proporcionarán una atmósfera inductora al sueño.

Sustancias como la melatonina, principalmente administrada en desfases horarios o jet-lag, o el triptófano, como precursor de la serotonina con acción tranquilizadora, pueden ser otros remedios naturales para combatir el insomnio.
La medicina tradicional china, por su parte, establece que la cantidad y calidad el sueño depende del estado de lo que llaman “shen” que se ubica en el meridiano del corazón (no en solo en el órgano), y específicamente de su contenido. Si el inn del corazón no está bien balanceado, su parte yang se acelera y provoca, entre otros síntomas, insomnio. La Acupuntura puede ser muy beneficiosa para el equilibrio energético global y para el tratamiento de este trastorno.

En el tratamiento homeopático dependiendo de las características de cada paciente, usaremos medicamentos que tratan el síntoma (insomnio) como la Ignatia o el Stramonium y procuraremos ver cuáles son los medicamentos de fondo (personalidad, constitución) que pueden ser más adecuados, como por ejemplo el Lypocodium o la Pulsatilla, por citar algún ejemplo.

12 consejos para dormir mejor

1. Haz ejercicio regularmente.
2. Lleva una dieta equilibrada y haz cenas ligeras.
3. Elimina sustancias estimulantes como el café, el té negro o el chocolate.
4. Evita el alcohol y el tabaco.
5. Toma vitaminas (Grupo B) y minerales (calcio, magnesio…)
6. Controla la medicación.
7. Suprime la siesta.
8. Espera hasta tener sueño de verdad.
9. Establece un horario regular y respétalo también en fin de semana.
10. Olvídate de las preocupaciones.
11. Practica rituales placenteros como un baño, yoga o música relajante.
12. Crea una atmósfera agradable y tranquila que conduzca al sueño.

Y recuerda, lo bueno está por venir. ¡Buenas noches y felices sueños!

Dejar un comentario