Bardana: un excelente depurativo para los riñones, el hígado y la piel0

La Bardana (Arctium lappa), también conocida como Lampazo, Cadillo o Cachorrera, es una planta herbácea bianual de la familia de las Compuestas, muy extendida en Europa y Asia. Destaca por su efecto depurativo, su capacidad para restaurar la piel dañada y aliviar el dolor reumático.

La Bardana es una planta robusta, que puede llegar a medir dos metros de alto, tiene grandes hojas alargadas y unas flores violáceas muy características. Por sus propiedades medicinales se utilizan principalmente las raíces (por ser más ricas en principios activos), y en ocasiones las hojas y las semillas. ¡Descubre sus propiedades!

Bardana
Bardana

Prevenir cálculos de manera natural, y otras propiedades medicinales:

  • Es muy depurativa. Evita la formación de cálculos (vesiculares y renales). Es beneficiosa en caso de nefritis. Es diurética, combate la retención urinaria, la oliguria, la cistitis y otras infecciones urinarias.
  • Mejora la salud de la piel y reduce la seborrea tanto en el cuero cabelludo como en el rostro. Ayuda a combatir el acné, la dermatitis seborreica, la psoriasis, los eccemas… Además, es cicatrizante y ayuda a eliminar los herpes.
  • Es antiinflamatoria. Mejora los casos de reuma, se usa para la artritis, y está indicada para la ciática.
  • Se recomienda para la diabetes, ya que es hipoglucemiante.
  • Mejora las funciones del hígado, estimula la producción de bilis y ayuda a reducir el colesterol.
  • Es antiséptica, antibacteriana y antibiótica.
  • Favorece la recuperación de resfriados y catarros, alivia el dolor de garganta.
  • Se toma cuando hay dolencias gástricas, ya que reduce la acidez.
  • Reduce la hinchazón, combate los edemas, y ayuda a eliminar toxinas a través del sudor.
  • Propicia claridad.
  • Mitiga o elimina las hemorroides.

¿Cuáles son sus principios activos?

  • La raíz de Bardana es muy rica en inulina, entre un 30 y un 50% de su peso. Es un tipo de polisacárido o azúcar, que contiene cadenas moleculares de fructosa.
  • Ácidos fenólicos (cafeico, clorogénico, y sus derivados, como la arctiína).
  • Lactonas sesquiterpénicas.
  • Poliacetilenos naturales –un tipo de hidrocarburos– como la arctinona y el arctinol, con virtudes antibacterianas, desinfectantes y antimicrobianas.
  • Sales minerales, en especial potasio, con virtudes diuréticas y depurativas, también contiene hierro y calcio.
  • Taninos con virtudes antioxidantes.
  • Fitoesteroles vegetales, con capacidad para absorber el colesterol.
  • Poliínos y polienos, compuestos orgánicos con capacidad antimicrobiana.
  • Vitamina C y vitaminas del grupo B.

¿Qué remedios caseros puedes preparar con Bardana?

Si quieres beneficiarte de sus propiedades medicinales, te recomendamos probar la infusión depurativa. Una cucharadita de bardana por taza de agua es suficiente. Añade agua caliente y deja reposar 4 minutos. Después cuela y bebe poco a poco cuando se vaya enfriando.

Esta infusión mejora el funcionamiento del hígado, riñones, vesícula biliar y depura la sangre. También la puedes usar externamente para aliviar las quemaduras en la piel.

Para tratar las heridas, quistes sebáceos o herpes, puedes preparar un remedio con compresas, triturando las hojas de Bardana y poniéndolas directamente sobre la zona a tratar.

El aceite de Bardana se usa externamente para estimular el crecimiento del cabello. También puedes preparar tinturas con Bardana.

Debes tener en cuenta que no está recomendado su consumo durante el embarazo y la lactancia.

Acné: cómo tratarlo con remedios naturales0

¿Te preocupa el acné? La mayoría de personas se sienten algo acomplejadas por este trastorno que suele aparecer durante la adolescencia, aunque también puede darse algún caso esporádico en bebés o en adultos.

El acné se manifiesta en forma de espinillas o puntos negros, granos o quistes en la cara, espalda y/o pecho. Se trata de una infección de la piel causada por cambios en las glándulas sebáceas que provocan una obstrucción e inflamación en los poros de la piel.

Si quieres combatir el acné de manera natural, te proponemos que actúes en estas cinco direcciones.

Alimentación anti-acné

Una buena alimentación en la que se reduzca al máximo la ingesta de alimentos ricos en carbohidratos refinados, cacao, cafeína y lactosa o bien se eliminen por completo de tu dieta diaria, propiciará la desaparición o la reducción del temido acné.

Hábitos saludables

Las bebidas alcohólicas y el tabaco son enemigos del acné. Apártalos de tu vida si quieres disminuir la aparición de acné. También es importante que practiques ejercicio físico, ya que depurarás el organismo mediante la sudoración. Hacer deporte también reduce el estrés. ¿Sabías que el estrés es la causa de algunos tipos de acné?

Complementos alimenticios para combatir el acné

Siempre puedes recurrir a complementos alimenticios para combatir el acné o atenuar sus efectos. Aquí te proponemos algunos de ellos:

  • Consumir levadura de cerveza (depura el organismo) o germen de trigo (es fuente de vitamina E) hará que disminuya el acné.
  • Tomar vitamina E (es un antioxidante que ayuda a desintoxicar el cuerpo y a mejorar el funcionamiento de la piel) y vitamina A (ayuda a reducir la producción de aceite en la piel, previniendo así el crecimiento del acné).
  • Ácidos grasos esenciales, como el omega 3 (semillas de chía) y el omega 6 (aceite de onagra), porque actúan como reguladores hormonales.

Tratamientos cosméticos para el acné

Si tienes problemas de acné, apuesta siempre por la cosmética natural. Te sugerimos que pruebes las mascarillas de arcilla, ya que eliminan las impurezas de la piel y normalizan la secreción sebácea. Recuerda que es importante la limpieza diaria del cutis para eliminar restos de maquillaje, de polución, etc. La aplicación de una agua tónica adecuada a tu tipo de piel también minimizará los efectos del acné.

Infusiones depurativas

Tomar infusiones depurativas favorece la limpieza del organismo, la eliminación de toxinas y por lo tanto la reducción del acné. Las plantas medicinales depurativas más indicadas son el diente de león (Taraxacum officinale), la zarzaparrilla (Smilax aspera), la bardana (Arctium lappa), el boldo (Peamus boldus), la cola de caballo (Equisetum arvense) y el abedul (Betula pendula).

Plantas medicinales para tratar el acné.
Plantas medicinales para tratar el acné.

También contribuyen al equilibrio hormonal plantas como el sauzgatillo (Vitex agnus-castus), la caléndula (Calendula officinalis), el ñame silvestre (Dioscorea villosa)y la raíz de falso unicornio (Chamaelirium luteum). Encontrarás más información sobre algunas de esta últimas plantas en nuestro artículo “25 plantas medicinales imprescindibles para la mujer”.