Envejecer con salud: los mejores suplementos nutricionales0

A medida que nos hacemos mayores, nos damos cuenta de que no podemos realizar las mismas actividades de igual manera que lo hacíamos en nuestra juventud. El envejecimiento es un proceso continuo, heterogéneo, universal e irreversible que determina una pérdida de la capacidad de adaptación. En las personas sanas, muchas funciones fisiológicas se mantienen normales, pero un episodio de estrés (un traumatismo, una enfermedad o la pérdida de un ser querido,…) nos hace ver que ese equilibrio era frágil.

Envejecer con salud

La mejor manera de envejecer con salud y buena calidad de vida es mantener una dieta sana y equilibrada y reforzarla con suplementos nutricionales según las necesidades, para ayudar así a que el organismo trabaje lo más eficazmente posible y estimule su propio poder natural de autoreparación.

Suplementos para la tercera edad

La toma de suplementos nutricionales se debe personalizar y por eso es tan importante acudir a un profesional de la salud de nuestra confianza.

  • Productos apícolas. Tanto la jalea real como el polen incrementan las defensas del organismo y nos dan vitalidad. El polen, además, mejora las funciones intelectuales (atención, concentración, lucidez,…) y levanta el estado de ánimo.
  • Antioxidantes. Los podemos adquirir mediante la dieta y nos servirán para retrasar el envejecimiento celular (arrugas y manchas en la piel). Fortalecen los huesos y las articulaciones. También tienen una acción preventiva contra enfermedades degenerativas como el Alzheimer y Parkinson.
  • Ginkgo biloba. Su principal virtud es que mejora la circulación sanguínea. También se han demostrado sus beneficios para reducir la pérdida de memoria, mejorar los problemas de vértigo o los ruidos auditivos (tinitus).
  • Lecitina de soja. Es un aliado para cuerpo y mente. Refuerza el rendimiento físico a la vez que favorece la memoria y la capacidad de concentración. Además ayuda a regular los niveles de colesterol.
  • Levadura de cerveza. Nos aporta un mejor bienestar, reforzando el sistema nervioso frente a trastornos como la irritabilidad, la ansiedad, el insomnio y la depresión. Es muy rica en vitaminas del grupo B, zinc y aminoácidos que nos proporcionan brillo y fuerza en cabello, uñas y piel.
  • Alga espirulina. Rica en vitaminas y minerales, está considerada como un superalimento por su alto valor nutricional. Es un protector cardiovascular y celular. Protege el organismo de la degradación y el envejecimiento.
  • Enzimas digestivas. Al hacernos mayores son más habituales los problemas digestivos como la acidez y la pesadez de estómago. Existen suplementos de enzimas digestivas que nos ayudarán a asimilar mejor los alimentos pesados como las proteínas y las grasas.
  • Cartílago de tiburón. Es un suplemento para tratar el dolor en las articulaciones. Favorece el movimiento y reduce la inflamación de las articulaciones.
  • Coral calcio marino. Es un calcio altamente biodisponible que favorece la remineralización de los huesos (muy indicado en caso de osteoporosis). También reduce el dolor crónico de la artritis y la artrosis.
  • Isoflavonas. Pensadas especialmente para la mujer, las isoflavonas son unos estrógenos vegetales, que reducen las molestias propias de la menopausia. También mejoran la salud ósea, reduciendo la incidencia de la osteoporosis. Otros de sus beneficios son que regulan los niveles de colesterol, mejoran la salud cardiovascular y aumentan las defensas.
  • Onagra/borraja. También es un suplemento especialmente indicado para la mujer. Es una importante fuente de omega 6. Ayuda a mantener joven y fuerte el cabello, las uñas y la piel. También equilibra el sistema nervioso y previene trastornos cardiovasc
  • Espino Amarillo (omega-7). Especialmente indicado para la sequedad en la piel y las mucosas (ojos, boca y genitales).

Algunas de estas opciones naturales podrían mejorar alguno de los trastornos que suelen aparecer en la edad madura, por ello es importante conocerlos.

Flores de primavera: espino blanco, borraja y tomillo0

Con la primavera florecen las primeras plantas de nuestra excepcional flora medicinal. A continuación te presentamos las flores de primavera más representativas de nuestra botánica, rica y generosa, con múltiples propiedades. Se trata del espino blanco, la borraja y el tomillo.

Espino blanco (Crataegus oxyacantha)

Un clásico de nuestra vegetación es el espino blanco. Este arbusto de la familia de las rosáceas también es conocido como espino albar, majuelo o cerezo de pastor. Sus capítulos florales y las primeras hojas nacen a medianos de marzo. Sus flores son ricas en flavonoides y ácidos triterpénicos, y tienen múltiples efectos beneficiosos.

Espino blanco (Crataegus oxyacantha).
Espino blanco (Crataegus oxyacantha).

Propiedades medicinales del espino blanco

  • Entre las flores de primavera, esta planta está especializada en la salud del corazón. Las flores y hojas se utilizan en caso de inquietud profunda, sensación de opresión, tensión alta, problemas para dormir, menopausia y problemas en el corazón.
  • También sirve para suavizar los estados de alerta generados por el sistema nervioso simpático, para evitar trastornos como ansiedad, insomnio de carácter nervioso, bruxismo tensional, vértigo, etc.
  • Además, se usa para el tratamiento de la tos, para la fiebre (la corteza), para el escorbuto (los frutos) y para la diarrea (las flores y los frutos).

Es una planta que prácticamente carece de toxicidad. El espino blanco no debe combinarse con otros medicamentos o productos naturales para el corazón. Su uso resulta contraindicado durante el embarazo y la lactancia, así como en bebés y niños pequeños.

Borraja (Borago officinalis)

La borraja es la planta más representativa de la familia de las Boragináceas, que suelen tener el tallo y las hojas cubiertas de pelos. La familia abarca más de 150 géneros y unas 1.500 especies que crecen de forma espontánea en las regiones templadas y subtropicales, y abundan en la cuenca mediterránea. Las flores de la borraja, de color azul, rosado o blanco, aparecen a principios de marzo.

Borraja (Borago officinalis).
Borraja (Borago officinalis).

Propiedades medicinales de la Borraja

  • Entre las flores de primavera, la borraja es utilizada principalmente por sus propiedades diuréticas.
  • Las flores de la borraja son una ayuda eficaz en enfermedades que producen fiebre, por su reconocido efecto sudorífico y depurativo. Además son ricas en mucílagos por lo que actúan como expectorante. Por este motivo, la borraja es particularmente interesante para ayudar a combatir las enfermedades del pecho: tos, bronquitis, anginas o resfriado.
  • Por sus propiedades antiinflamatorias, el aceite de borraja resulta muy útil para reducir los síntomas del síndrome premenstrual, así como en caso de inflamación de la próstata. El aceite de borraja incluso puede ayudar a regular los niveles de colesterol malo.
  • En uso externo es emoliente: es beneficiosa para las afecciones de la piel y tiene un efecto tonificante.

Tomillo (Thymus vulgaris)

El tomillo es una de las joyas de nuestra fitoterapia. Por sus múltiples propiedades, el tomillo es quizás la planta medicinal más utilizada en nuestra cultura. Se recolecta durante abril y mayo. Sus flores de primavera, de color rosado y blanquecino, son diminutas y se agrupan en racimos densos.

Sus flores son ricas en timol. En la composición del tomillo también encontramos flavonoides, saponinas y ácidos fenólicos. Gracias a estos componentes, el tomillo tiene múltiples efectos beneficiosos y aplicaciones.

Tomillo (Thymus vulgaris).
Tomillo (Thymus vulgaris).

Propiedades medicinales del tomillo

  • En el aparato digestivo actúa sobre los intestinos, ayudando a reducir los gases. Mejora las digestiones y alivia las gripes intestinales.
  • En el aparato respiratorio es eficaz en las afecciones respiratorias, favoreciendo la expectoración y moderando los espasmos de la tos. Es un excelente mucolítico en procesos catarrales. Aplicado en gargarismos, el tomillo es eficaz en casos de faringitis y amigdalitis.
  • Además, el tomillo mejora la circulación. Es tónico y energizante a nivel físico, mental y emocional, y mejora la memoria.
  • En uso externo, la infusión de tomillo puede usarse como loción sobre heridas infectadas, aftas, en baños de asiento para casos de cistitis, uretritis o vaginitis.

Nuestro consejo es tomar cada mañana un vaso de infusión de tomillo. Nunca hay que dejar hervir el tomillo, ya que se evapora el timol de su aceite esencial y pierde propiedades.