Cosmética en la despensa0

Cuando hablamos de cosmética en la despensa nos referimos a aquellos alimentos que también podemos utilizar para el cuidado de la piel. La piel es el mejor reflejo de nuestra salud interna. Son muchas las causas que pueden ocasionar una alteración dermatológica (acné, descamación, eczemas, envejecimiento prematuro, etc.). Entre estos factores cabe destacar una alimentación inadecuada, la contaminación atmosférica, el estrés, un exceso de radiación solar o el contacto con sustancias nocivas (medicamentos, alcohol, tabaco, etc.)

El ejercicio físico y una alimentación equilibrada son imprescindibles para mejorar nuestra imagen. Debe ser una dieta rica en agua, así como en frutas y verduras para asegurarnos el aporte suficiente de fibras, vitaminas (A, C y E) y minerales (calcio, selenio, etc.). Con algunos alimentos de consumo habitual podemos elaborar todo tipo de cremas y mascarillas a un precio asequible. Es lo que denominamos cosmética en la despensa.

Aceite de oliva

El aceite de oliva es un alimento clave de la dieta mediterránea por sus virtudes terapéuticas y nutritivas. Si nos centramos en la cosmética en la despensa, hay que destacar que el aceite de oliva mantiene la hidratación de la piel y favorece la conservación de la membrana celular, gracias a la acción del ácido oleico, tonifica la epidermis y le da firmeza y la protege frente a agentes ambientales externos. El aceite de oliva también se emplea como emoliente corporal para realizar masajes. Se puede aplicar sobre casi cualquier zona de nuestro cuerpo: rostro, manos, cabello, etc.

  • Mascarilla para pieles secas.Para prepararla, hay que mezclar la clara de un huevo con unas gotas de aceite de oliva y una cucharadita de miel. Aplicarla sobre la piel limpia y dejarla actuar durante 10 minutos.
  • Crema para contorno de ojos. Se deben calentar al baño María tres cucharadas de aceite de oliva, una cucharadita de cera y media cucharadita de manteca de cacao. Después hay que dejar enfriar y añadir dos cucharadas de agua de rosas. Finalmente, se remueve hasta formar una pasta espesa que se aplica sobre la zona del contorno de ojos.
  • Para nutrir el cabello.Debes rociar el cabello con aceite de oliva y dar un masaje, desde la raíz hasta las puntas. Luego, cubrirlo con una toalla caliente durante 5 minutos. Y por último, lavar la cabeza como de costumbre.

Miel

A la mielse le atribuyen propiedades antisépticas, cicatrizantes, calmantes, hidratantes, antiinflamatorias, antioxidantes y nutritivas. Con ella también podemos elaborar mascarillas. Las mascarillas deben aplicarse sobre la piel limpia y dejarlas actuar 15 minutos. Para retirarla, lo haremos con agua tibia o fría, sin jabón. Podemos terminar el proceso aplicando un tónico de aguas florales (rosas, azahar, hamamelis, etc.).

  • Mascarilla de miel y limón: Es útil para limpiar y equilibrar los niveles de aceites naturales en la piel. Está especialmente indicada para pieles grasas.
  • Mascarilla de miel y arcilla.Es ideal para todo tipo de piel. Alimenta el cutis y ayuda a eliminar toxinas.
  • Mascarilla de miel y avena.Es limpiadora y exfoliante (elimina las células muertas de la piel). Para prepararla, hay que mezclar ¼ taza de salvado o harina de avena, 1 cucharadita de miel y 2 cucharadas de yogur natural.
Cosmética en la despensa
Cosmética en la depensa: hay alimentos que permiten cuidar la piel a un precio asequible.

Zanahoria

La zanahoria es rica en beta-carotenos, un eficaz antioxidante que se convierte en vitamina A en el organismo. También es mineralizante. Posee alto contenido en hierro, calcio, potasio y fósforo, además de azúcar y fibra. Entre las propiedades cosméticas de la zanahoria, cabe destacar que favorece la tersura de la piel y ayuda a prevenir y eliminar arrugas. Su gran cantidad de carotenos y provitamina A hacen de la zanahoria un excelente bronceador y un eficaz protector de la piel.

  • Mascarilla de zanahoria.Es eficaz para curar granitos y rojeces en la piel. Se debe triturar la zanahoria pelada y luego aplicar la pulpa encima de la piel durante 30 minutos.

8 recetas caseras más de cosmética en la despensa

  • Leche hidratante con copos de avena. Ayuda a la piel a retener su humedad, evitando la excesiva desecación. Hay que poner una taza de copos de avena en un 1,5 litros de agua y hervirlo durante 45 minutos. Después de colarlo, le añadiremos un poco de agua de rosa y ya estará listo para aplicar en forma de compresas después del baño.
  • Tomate. Se frota ligeramente sobre el cutis. Es excelente para combatir los barrillos.
  • Crema regeneradora de patata. Se prepara con 1 cucharada de yogur, 1 cucharada de aceite de oliva, 1 cucharada de zumo de limón y ½ patata rallada. Es una excelente crema para acondicionar el cutis. Si se quiere guardar, hay que añadir unas gotitas de aceite esencial de pomelo.
  • Mascarilla de pepinos. La pulpa de un pepino se emplea en forma de mascarilla durante 15 minutos. Hidrata y restaura la luminosidad de la piel. Está especialmente indicada para pieles grasas.Es calmante, refrescante, hidratante, nutritiva y reparadora.
  • Jalea real. Muy rica en nutrientes. Se puede aplicar en forma de mascarilla mezclada con miel o con yogur. Es excelente para pieles delicadas, secas y castigadas. Se puede combinar con aceite de rosa mosqueta para conseguir el máximo esplendor.
  • Canela es efectiva para resaltar el moreno. Hay que hervir 6 trozos de canela en 2 litros de agua durante 5 minutos. Luego hay que añadir esta decocción a la bañera ya preparada y tomar un baño de 5 minutos para conseguir un aroma y color irresistibles.
  • Instant flash casero. Si tiene un compromiso inesperado y quiere estar reluciente, moje una toallita con agua muy caliente y aplíquesela sobre la cara durante 2 ó 3 minutos. A continuación haga un masaje circular con una mezcla de yogur con azúcar. Cuando note la piel rojiza, es el momento de aclarar con abundante agua. Si quiere resaltar más, deberá aplicar durante 15 minutos una mascarilla de una mezcla hecha, a partes iguales, con clara de huevo y miel. Solamente quedará aclarar con abundante agua.
  • Polvo de talco. Se puede preparar con fécula de patata y pétalos de rosa pulverizados. Es un excelente talco para pieles irritadas. Refresca y suaviza la piel.

Bienvenid@s al Blog del Manantial de Salud0

Nos hace mucha ilusión poner en marcha El Blog del Manantial de Salud, un canal fundamental de la comunicación en redes sociales que hemos iniciado este año. Aquí publicaremos artículos relacionados con las plantas medicinales, la alimentación saludable y la cosmética natural, así como consejos de salud y entrevistas, que esperamos que sean de vuestro interés.

Ya conocéis nuestra sana obsesión por divulgar las plantas medicinales, aromáticas y culinarias y la cultura de la salud. Lo hacemos a través de nuestra revista EMANA, colaborando en publicaciones como dDona y Districte 10 del distrito barcelonés de Sant Martí, impartiendo conferencias y talleres, organizando salidas a la naturaleza para mostrar de cerca las plantas medicinales y un largo etcétera. Con El Blog del Manantial del Salud queremos dar un paso más en esta labor divulgativa, aprovechando las posibilidades que nos ofrece internet, y acercar el conocimiento de cuatro generaciones a muchas más personas.

Si os apasiona la fitoterapia tradicional o si vibráis aprendiendo nuevos remedios naturales, os sugerimos que realicéis la suscripción al blog para saber al momento cuándo publicamos un nuevo artículo. También podéis seguirnos en la página de Facebook de Manantial de Salud y en nuestro perfil de Twitter. Os animamos a compartir todos aquellos contenidos que consideréis que puedan interesar a más personas. Y, sobre todo, os agradeceremos que nos trasladéis vuestras sugerencias, preguntas y dudas. Vuestras sugerencias nos ayudarán a mejorar, y las cuestiones que planteéis pueden ser de utilidad para otros muchos lectores e inspirar nuevos y enriquecedores artículos.

¡Gracias de antemano por acompañarnos en este apasionante viaje!