Roser Vargas: “Las mascotas detectan nuestros estados de ánimo y actúan en reflejo”2

La terapia floral del Dr. Edward Bach es un sistema de 38 esencias florales, cada una de las cuales es capaz de corregir una emoción negativa. Cada vez es más conocida la aplicación de esta disciplina en personas, pero las flores de Bach pueden actuar en todos los seres vivos. Roser Vargas es psicóloga y terapeuta, y lleva años colaborando en Manantial de Salud. Esperamos que con esta entrevista nos aclare algunas de nuestras dudas sobre el empleo de la terapia floral para mascotas y plantas.

—¿Cuáles son las emociones negativas más habituales en las mascotas y hasta qué punto tienen que ver con el contacto con los humanos?

—Es obvio que intentar adaptar la vida de un animal a la de un humano (especialmente en temas de espacio y horarios) es un factor de estrés para ellos. También les afectan cambios en la convivencia (nuevo miembro en la familia, traslados…) y detectan nuestros estados de ánimo y actúan en reflejo. También es cierto que hay animales que tienen un carácter propio que quizá convenga limar para facilitar la convivencia y su propio bienestar. Las consultas más habituales son por agresividad, nerviosismo o inquietud, y miedos.

Roser Vargas, terapeuta del Espacio de Salud del Manantial, administra terapia floral a mascotas.
Roser Vargas, terapeuta del Espacio de Salud del Manantial, administra terapia floral a mascotas.

—¿El espectro de emociones de los perros y los gatos es tan complejo como el humano? ¿En ellos también se utilizan la totalidad de las 38 esencias del sistema que ideó el Dr. Edward Bach?

—El espectro quizá no sea tan amplio, entendiendo que ellos se libran de los corsés sociales y culturales que los humanos tenemos. Sin embargo, hay que pensar que las 38 esencias no son algo rígido y exactamente delimitado; son lo que llamamos dinámicas, porque entre ellas se relacionan, se complementan y/o se potencian. No hay ninguna exclusiva para humanos.

—En el caso de las mascotas, ¿se suelen combinar diferentes esencias florales como con las personas?

—La fórmula para mascotas se personaliza igual que para humanos. La única diferencia es que en ocasiones no ponemos el conservante (brandy, glicerina vegetal o vinagre de manzana) para que el animal la acepte mejor. Incluso en Manantial de Salud disponemos de algunas fórmulas ya preparadas para ciertos tipos de comportamientos habituales que se presentan en ocasiones habituales: San Juan (o cualquier fiesta con petardos o ruidos fuertes), visita al veterinario, etc.

—¿Cómo se administran las flores de Bach a las mascotas?

—Dependiendo del tipo de mascota será más fácil la administración. Normalmente se recomiendan las 4 gotas 4 veces al día (ajustándolo en cada caso) directamente o mezclada con un poco de comida. Pero si el animal puede morder el gotero o lo rechaza, pondremos toda la cantidad del día en su dispensador del agua.

—Además de perros y gatos, ¿te encuentras con más tipos de mascotas cuyos dueños quieran ayudarles con terapia floral?

—Hasta ahora sólo me he encontrado el caso del dueño de un caballo, pero sería aplicable a conejos, hurones, etc.

—¿Podrías ponernos ejemplos de cómo las flores de Bach actúan en plantas?

—Los trasplantes son un shock para ellas, así que una de las aplicaciones de la terapia floral en plantas es en estos casos. También se utilizan en plagas, para depurar y reforzar sus defensas.

Enlaces relacionados:

Roser Vargas: “Si trabajamos sobre la personalidad y las emociones, evitaremos caer en muchas enfermedades”