La ulmaria y sus propiedades antiinflamatorias y para el sistema digestivo2

La ulmaria (Spiraea ulmaria o Filipendula ulmaria) ­­–también conocida como reina de los prados­– es una planta medicinal utilizada tradicionalmente por sus propiedades como antiácido, antiinflamatorio, antirreumático, analgésico y antiséptico (contra las infecciones). Por su contenido en flavonoides, la ulmaria también presenta una acción diaforética (sudorífica), que la hace especialmente indicada en el tratamiento de estados febriles.

Características de la ulmaria

La reina de los prados es originaria de Europa y de América del Norte. Es una planta herbácea que puede alcanzar hasta un metro y medio de altura. Las hojas de la ulmaria presentan foliolos dentados y desprenden una fragancia especial. La cara superior de las hojas es de color verde oscuro y el envés es de color plateado y con pelusa. Las inflorescencias están compuestas de pequeñas flores de color blanco-amarillento muy olorosas. Esta planta florece de julio a septiembre.

La ulmaria es rica en derivados flavónicos, glucósidos y un aceite esencial (rico en salicina y otros derivados salicílicos). El término Spiraea se refiere a que sus frutos están enrollados en forma de hélice y el nombre ulmaria indica que sus hojas se parecen a las del olmo. La ulmaria ha dado nombre a la famosa Aspirina (Spiraea), ya que contiene principios activos similares: el salicilato de metilo y el ácido acetil salicílico.

Ulmaria o reina de los prados.
Ulmaria o reina de los prados.

Propiedades medicinales de la ulmaria

  • Para el sistema digestivo: es uno de los mejores remedios para digestiones ácidas, ardor de estómago, úlceras pépticas o hernias de hiato. Los taninos aportan una acción astringente, protegen las membranas mucosas y calman las diarreas (especialmente indicada en casos de diarreas en niños). Sus propiedades relajantes alivian retortijones y cólicos.
  • Como antiinflamatorio: calma el hinchazón de las articulaciones y sus propiedades diuréticas ayudan a eliminar los residuos tóxicos. Es eficaz en casos de reumatismo, artritis y ácido úrico (gota).
  • Para la piel: por sus efectos diuréticos y purificantes, la reina de los prados es considerada una depuradora de la piel, pues elimina erupciones y sarpullidos.
  • Para el sistema urinario: su acción antiséptica la convierte en un buen remedio en caso de cistitis y retención de líquidos.

La ulmaria es una planta sin toxicidad ni efectos secundarios conocidos. No obstante no se aconseja administrar en casos de hipersensibilidad a los salicilatos. Es aconsejable tomar una infusión dos veces al día durante varias semanas.

Plantas para el dolor4

Existen numerosos trastornos caracterizados por el dolor: neuralgia, gota, reuma… El progresivo envejecimiento de la población hace que cada vez sean más habituales dolencias como la artritis y la artrosis. En este artículo os presentamos 3 plantas para el dolor.

Harpagofito

El harpagofito (Harpagophytum procumbens), planta originaria de Kalahari, en el suroeste de África, es muy valorado por las propiedades antiinflamatorias y analgésicas. Es un excelente antirreumático. Su efecto global como analgésico y antiinflamatorio no se debe a un principio activo concreto sino a la acción conjunta de todos ellos (es mucho más efectiva la planta entera que alguno de sus principios aislados). Es importante destacar que, entre las plantas para el dolor, la raíz del harpagofito es mucho más eficaz en procesos crónicos que en crisis agudas de dolor. No se aconseja su empleo durante el embarazo.

Harpagofito
Entre las plantas para el dolor, el harpagofito destaca por su poder antiinflamatorio y analgésico.

Sauce

El sauce (Salix alba) es un árbol que puede encontrarse en todo el hemisferio norte, en terrenos húmedos cercanos a ríos. Las hojas del sauce y sobre todo su corteza son ricas en glicósidos fenólicos, entre ellos la salicina, con propiedades parecidas a la aspirina. La corteza del sauce se emplea como tonificante, para hacer bajar la fiebre y por sus propiedades antirreumáticas. Entre las plantas para el dolor, está especialmente indicada en procesos reumáticos de tipo inflamatorio, gota (niveles altos de ácido úrico) y neuralgias.

Sauce
El sauce, entre las plantas para el dolor, está especialmente indicada en casos de reuma y gota.

Uña de gato

La uña de gato (Uncaria tomentosa) es un arbusto trepador originario de Perú y se encuentra en amplias zonas del centro y del sur del continente americano. En la corteza de la uña de gato se han aislado hasta seis tipos de alcaloides, entre los que destacan la pteropodina y la rynchofilina. Destaca por su propiedad antitumoral, actuando como inhibidor de enfermedades degenerativas, especialmente las que afectan al sistema inmunitario. Si hablamos de plantas para el dolor, la uña de gato se ha utilizado tradicionalmente para el tratamiento de las neumonías y las alergias. Es también un buen antiinflamatorio.

Uña de gato
Si hablamos de plantas para el dolor, la uña de gato se emplea para neumonías y alergias.

Ácido úrico: consejos dietéticos para combatir la gota0

El ácido úrico es una sustancia generada por el organismo como resultado del metabolismo de las purinas. Las purinas son unas sustancias procedentes de algunos alimentos (veáse el listado de comidas a evitar), o bien se fabrican al digerir las proteínas. Nuestro cuerpo elimina el ácido úrico por la orina, a través de los riñones. Pero cuando los niveles de ácido úrico son altos (fenómeno denominado hiperuricemia), el organismo es incapaz de desecharlo y esta sustancia se cristaliza en las partes blandas de las articulaciones (enfermedad que conocemos como gota) o en el riñón, formando cálculos. Si padeces gota, te damos algunos consejos dietéticos y nutricionales que te ayudarán a tratar esta dolencia.

Ácido úrico y la gota
Los niveles altos de ácido úrico afectan las articulaciones, dolencia conocida como gota.

Pautas dietéticas generales

  • Mantener una dieta equilibrada.
  • Limitar la ingesta de alimentos ricos en purinas (proteínas y algunas verduras que expondremos a continuación).
  • No consumir nada de alcohol.
  • Evitar los ayunos prolongados: aumentan la concentración de ácido úrico al promover la degradación de la proteína muscular.
  • Beber mucha agua (de 1,5 a 2 litros diarios).
  • Favorecer la alcalinización de la orina: tomando caldos vegetales, verduras, frutas e infusiones depurativas.

Alimentos aconsejados si tienes altos niveles de ácido úrico

  • Cereales: arroz, pasta, cereales de desayuno…
  • Tubérculos.
  • Hortalizas, frutas y verduras (salvo las desaconsejadas).
  • Leche y derivados lácteos: yogur, kéfir y quesos frescos.
  • Bebidas de soja, arroz o avena.
  • Huevos.
  • Hierbas aromáticas como la menta o el romero.

Comidas a evitar si padeces gota

  • Carne: cerdo, cordero y animales de caza.
  • Vísceras: hígado, riñones y sesos.
  • Embutidos y patés.
  • Pescado azul: arenques, anchoas, sardinas…
  • Marisco, caviar y huevas de pescado.
  • Algunas verduras: espárragos, coliflor, brócoli, setas, espinacas y acelgas.
  • Legumbres: garbanzos, guisantes, habas, lentejas, judías…
  • Frutos secos oleaginosos.
  • Quesos maduros.
  • Salsas fuertes y picantes, pimienta y mostaza.
  • Levadura de cerveza (es muy rica en purinas).

Suplementos dietéticos y plantas medicinales recomendadas en caso de ácido úrico

Entre los suplementos destacamos los ácidos grasos omega-3 (aceite de hígado de bacalao y aceite de salmón), la bromelaína (procedente del corazón de la piña) y la vitamina C (elimina el ácido úrico, pero no debe consumirse en exceso, puesto que puede ocasionar cálculos renales).

En cuanto a las plantas medicinales, se pueden preparar mezclas de hierbas que regulen el metabolismo del ácido úrico y otras que faciliten el drenaje renal. Algunas de estas plantas son la lespedeza (Lespedeza capitata), el fresno (Fraxinus escelsior o Fraxinus oxycarpa), la ortiga mayor (Urtica dioica), la cola de caballo (Equisetum arvense) y las estigmas de maíz (Zea mays).

Foto: www.bellezzasalute.it