Menopausia: hábitos saludables para aliviar las molestias0

La menopausia es el final de la etapa reproductiva de la mujer. El cese de la producción de estrógenos conlleva una serie de síntomas: sudoración excesiva, sofocaciones, cambios en el metabolismo, etc. Sin embargo, muchos de estos inconvenientes pueden paliarse o prevenirse con unos buenos hábitos de vida. También hay plantas medicinales para reducir las molestias de la menopausia. En este artículo proponemos tanto recomendaciones dietéticas y nutricionales para la menopausia como indicaciones sobre plantas medicinales y otros consejos de carácter general para afrontar esta etapa.

Alimentos que debemos potenciar en la menupausia

  • Alimentos remineralizantes (calcio, magnesio, silicio, flúor, fósforo, boro, manganeso, zinc, cobre…)
  • Alimentos alcalinizantes: umeboshi y algas.
  • Alimentos ricos en vitaminas D, A, K, B9 y B12.
  • Alimentos ricos en bioflavonoides: fresas, naranja ácida, espinacas, remolacha, pimientos, cebolla, aguacate, berenjena, plátano, brócoli, coliflor…
  • Alimentos ricos en aminoácidos esenciales: trigo sarraceno, amaranto, quinoa, pescado, huevos, carnes blancas, polen
  • Alimentos con fitoestrógenos: isoflavonas (soja, trébol rojo), cumestanos (alfalfa, col), lignanos (lino, legumbres, verduras, frutas), así como derivados del resorcinol: resveratrol (uva), macoides (maca) y alholvas.
  • Alimentos antioxidantes y ricos en clorofila.
  • Estimulantes de la producción de estrógenos: salvia y eleuterococo (útiles en la premenopausia para alargar la producción de estrógenos).

Alimentos aconsejados

  • Verduras: col, coliflor, brócoli, nabos, germinados de alfalfa, mostaza, ortigas, alcachofas, escarola, berros, canónigos, rúcula, perejil, puerros, calabaza, zanahoria, espárragos y algas (arame, hiziki, kombu, wakame, chlorella y espirulina).
  • Frutas: piña, fresa, frambuesa, naranja, mandarina, ciruela, manzana, granada, chirimoya, moras, arándanos, uva negra, pasas, higos, coco, aguacate, dátiles…
  • Condimentos: cola de caballo, ortiga en polvo y fenogreco.
  • Especies: ajo, cúrcuma, canela, mostaza, jengibre, albahaca, nuez moscada, orégano, menta y coriandro.
  • Frutos secos: almendras, anacardos, nueces, pistachos, avellanas, castañas, piñones…
  • Granos y cereales: amaranto, mijo, avena, trigo sarraceno, quinoa, arroz integral, maíz…
  • Legumbres: soja, azuki, garbanzos, soja fermentada, tofu, judías blancas, lentejas, guisantes, habas..
  • Tubérculos: cebolla, ajo, nabo, zanahoria, daikon, remolacha, maca, yacon, mandioca…
  • Pescado: pescado azul, merluza, lubina, bacalao.
  • Carne: pollo, pavo, conejo.
  • Huevos: la yema.
  • Lácteos: quesos de cabra y oveja semicurados, yogur, kéfir…
  • Fermentados: chucrut, soja fermentada (miso, tamari), umeboshi, kombucha, kéfir de agua…

Alimentos que debemos evitar

  • Alimentos acidificantes: productos lácteos, carnes, café, azúcar blanco…
  • Embutidos y sal.
  • Dietas hiperprotéicas.
  • Exceso de alcohol.
  • Alimentos que dificultan la absorción del calcio (solanáceas, alimentos ricos en potasio, conservas, aditivos con fosfatos, bebidas carbonizadas, refrescos con cafeína…)

Una dieta adecuada puede paliar algunas de las molestias de la menopausia.

Otros consejos generales para la menopausia

  • Tomar alimentos hidratados y beber 2 litros de agua al día.
  • Consumir grasas de origen vegetal (aceite de oliva).
  • Masticar y ensalivar bien los alimentos.
  • Potenciar el consumo de alimentos procedentes de la agricultura ecológica.
  • Mantener una vida activa sin abusar de la energía
  • Practicar ejercicios de respiración para oxigenar los tejidos.
  • Tomar el sol 20 minutos al día en horas prudentes.
  • Mantener los intestinos en buenas condiciones para una buena asimilación de los alimentos.
  • Mantener en buenas condiciones el hígado y los riñones.

 

Complementos dietéticos para prevenir o tratar molestias de la menopausia

  • Sofocaciones: isoflavonas de soja con lignanos, fito-complex menopausia (con extractos de cimicifuga, trébol rojo y lúpulo)
  • Sequedad vaginal: perlas de germen de trigo, omega-6 y 7 y aceite íntimo.
  • Descalcificación: aceite de hígado de bacalao, shiitake, verde de alfalfa, dolomita, coral marino, minerales ricos en calcio, sésamo, plantas remineralizantes y algas.
  • Artritis-Artrosis: glucosamina y condroitina, silicio, colágeno, masajes con aceites o lociones naturales con propiedades antiinflamatorias (árnica, hipérico, romero, harpagofito, cáñamo, aceites esenciales (romero, menta, jengibre, mejorana, manzanilla, etc.)
  • Hipercolesterolemia: lecitina de soja, betaglucanos, semillas de chía, plantas que ayudan a regular los niveles de colesterol, omega 3
  • Hipertensión: complemento de ajo, olivo y espino blanco, y plantas hipotensoras (olivo y espino blanco).
  • Artromialgias: harpagofito.
  • Irritabilidad, nervios y estrés: plantas relajantes, triptófano y vitaminas del complejo B.
  • Agotamientos y falta de energía: jalea real complex, bayas de gogi, ginseng, noni, schisandra, maca y guaraná.

Consejos para el cuidado de la piel en la menopausia

  • Mantenerla hidratada bebiendo mucha agua.
  • Los ácidos grasos omega 6 (aceites de onagra y borraja) y omega 7 (aceite de espino amarillo) evitan la sequedad de la piel.
  • Cremas nutritivas naturales
  • Crema circulo para mantener y activar la circulación de las piernas.
  • Rosa mosqueta para paliar líneas faciales y estrías.
  • Utilizar a menudo cremas reafirmantes para mantener la tersura corporal.

Plantas medicinales recomendadas en la menopausia

  • Por su acción fitoestrogénica: alholva, cimicifuga, dong-quai, alfalfa, trébol rojo, zausgatillo, salvia y perejil.
  • Remineralizantes: avena, cola de cabello y ortiga dioica.
  • Antisudoríferas: salvia y ciprés.
  • Relajantes: melisa, azahar, pasiflora, mejorana, tila, valeriana, hipérico, amapola y lúpulo.
  • Antihemorrágicas (sangrados excesivos): bolsa de pastor, ortiga dioica, cola de caballo, alfalfa (rica en vitamina K).
  • Antidepresivas: ajedrea, hipérico, romero, menta y regaliz.