Candidiasis: qué es y cómo tratarla0

Antes de definir qué es la candidiasis, diremos que las levaduras (los hongos) están presentes en todas las personas desde poco después de nacer. Se encuentran principalmente en la piel, en el sistema digestivo y en el sistema urogenital. Existen unas 150 especies de cándidas, pero la más habitual en nuestro organismo es la Candida albicans, que forma parte de la flora habitual de nuestras mucosas y está en equilibrio con otras levaduras. La candidiasis es una infección causada por el crecimiento de la Candida albicans. La multiplicación de esta levadura puede dañar la pared intestinal, provocando un exceso de permeabilidad y permitiendo que este hongo pase a la sangre y dañe cualquier parte del organismo. Los sistemas orgánicos más sensibles a la proliferación de esta levadura son el digestivo, el endocrino, el urogenital, el nervioso y el inmunitario. Son muy habituales la candidiasis vaginal y oral (esta última conocida también como muguet).

Leer más →

PREVENIR ANTES QUE CURAR2

Prevenir antes que curar, esta gran frase clásica aplicada en términos de salud, nos afirma de la importancia de fomentar estilos de vida saludables en la prevención de la enfermedad.

En la rama de la Medicina preventiva, se enfoca en el mantenimiento de la salud mediante la detección de dolencias en su etapa inicial, ofreciendo mejores alternativas de tratamiento y mayores posibilidades de sanar. Es importante acudir a la consulta médica para valorar nuestro estado de salud, rompiendo de esta maneracon la tradición de acudir al médico solo ante una dolencia o sintomatología.

La falta de tiempo para el cuidado personal, la inactividad física, la alimentación desequilibrada, el estrés, los hábitos tóxicos como el tabaco o el exceso de alcohol, afectan negativamente la salud, favoreciendo el desarrollo de la enfermedad. Es preciso replantear nuestro estilo de vida para poder disfrutarla de una forma saludable.

Leer más →

La importancia de la Vitamina D0

La vitamina D o calciferol es esencial para la salud. Siempre se ha asociado a la fortaleza de los huesos, pero interviene en multitud de procesos fisiológicos. Es la única vitamina que podemos obtener de la luz solar, pero también se encuentra en alimentos que la contienen de forma natural (provitamina D3) como los aceites de hígado de algunos pescados (halibut, bacalao, salmón). Hay otras formas de aportar vitamina D (D2 y D1) mediante productos sintéticos como el ergosterol (Provitamina D2) que proviene de ciertas levaduras y hongos expuestos a la radiación ultravioleta.

La síntesis de vitamina D depende del grado de exposición al sol y de la intensidad de pigmentación de la piel. La piel oscura o de color deja pasar menos los rayos ultravioleta y sintetiza menos vitamina D. Tomar el sol 30 minutos al día es suficiente para que un adulto obtenga la vitamina D necesaria.

La provitamina D se metaboliza en el hígado y se activa en los riñones, mediante la acción de la hormona paratiroidea y varias enzimas que la convierten en una sustancia biológicamente más activa, que mejora la absorción en el intestino del calcio procedente de los alimentos, y actúa para liberarlo sobre los huesos.

Leer más →

Vitaminas B como repelente de mosquitos0

Con la llegada del calor podemos disfrutar de la playa, el sol, los helados… pero también empiezan a llegar los indeseables mosquitos.

Para evitar la proliferación del mosquito lo más importante es impedir la puesta de huevos. Los mosquitos tienden a poner huevos en zonas de agua estancada y es donde se desarrollarán y alimentarán las larvas, por lo que es habitual encontrar distintas especies de mosquitos en zonas pantanosas.  Debemos evitar tener tiestos, platitos, ceniceros, cubos o cualquier tipo de recipiente que en la intemperie nos puede acumular algún tipo de depósito de agua.

Leer más →

Avena, nutritiva y saludable0

La avena (Avena sativa) es un cereal muy nutritivo y saludable. Entre sus componentes destaca la presencia de minerales (manganeso, selenio, fósforo, magnesio y zinc), vitaminas, fibra e hidratos de carbono de absorción lenta.

Beneficios del consumo de avena para la salud

Previene el envejecimiento prematuro

Su elevado contenido en antioxidantes como las avenantramidas nos ayuda a eliminar toxinas y nos protegen contra los radicales libres procedentes del colesterol LDL, responsables del envejecimiento prematuro.  Es una fuente de selenio, oligoelemento antioxidante que, junto a la vitamina E, ayuda a prevenir enfermedades cardíacas, asma, reparación del ADN e incluso reduce el riesgo de padecer cáncer de colon o de mama.

Ayuda a reducir el colesterol.

La presencia de beta-glucanos, un tipo de fibra soluble, ayuda a regular los niveles de colesterol y reduce el riesgo de enfermedad cardiovascular. Varios estudios han demostrado que la ingesta de 3g de beta-glucanos al dia disminuye los niveles en más de un 20%.

Protege el corazón

Contiene lignanos, activos que ayudan a proteger de padecer enfermedades cardíacas.

Previene el estreñimiento

Facilita del tránsito por su alto contenido en fibra.  Además, reduce el riesgo de sufrir hemorroides y problemas intestinales.

Aporta proteínas.

La avena es el cereal que contiene más proteínas, esenciales para fortalecer los músculos.  De hecho, consumir avena  a  diario  nos proporciona hasta  el  14  %  de  la  dosis  de  proteína recomendada.

 

Combate la desmineralización ósea.

La leche de avena contiene potasio, magnesio y zinc que previenen la osteoporosis.

Cuida el sistema nervioso  central

Por  su  alto  contenido  en  vitaminas del grupo  B, nos  ayuda  a  equilibrar  los  estados  de  irritabilidad  o  ansiedad,  así  como  a  aliviar  el  insomnio.

Controla los  niveles  de  azúcar  en  sangre

Su consumo regular  integral reduce el riesgo de diabetes tipo 2. Tiene un bajo índice glucémico. La absorción de hidratos de carbono es lenta y la presencia de magnesio participa en la secreción de insulina.

Ayuda a  perder  peso.

Es un  regulador  del  apetito  y  proporciona  sensación  de  saciedad.

Además, nos  ayuda  a  reducir  la  retención  de  líquidos.

Aumenta las defensas del organismo

Tiene la capacidad de aumentar la respuesta del sistema inmunitario contra las infecciones bacterianas.

Reforzante y energizante

Tonifica el organismo. Es muy recomendable la toma de agua de avena en etapas convalecientes para recuperar la vitalidad. Incorporarla en el desayuno nos aportará energía para afrontar cada jornada.

Externamente, mejora nuestro estado de la piel

Es un gran aliado de los tratamientos de belleza. Nutre la piel, ayuda a recuperar su estado natural y aplicándola mezclada en la crema o el gel de baño es un buen exfoliante.

 

Podemos consumirla en forma copos, harina, salvado o grano y elaborar un gran surtido de productos como licuado vegetal, agua de avena, batidos, rebozados, galletas, pan, etc.

CÓMO HACER LECHE DE AVENA

Hacer leche de avena en casa es muy fácil,  ¡Sólo se necesitan 2 ingredientes y 15 minutos! y sabemos lo que estamos tomando.

Ingredientes para 3-4 raciones

-1 taza de copos de (100 g)

-Entre 750 ml a 1 litro de agua, dependiendo de lo espesa que os guste la leche

Preparación

1.-Dejamos los copos de avena en remojo durante al menos 30 minutos.  A nosotros nos gusta dejarlos toda la noche, aunque no es necesario.

2.-Colamos los copos con ayuda de un colador, los lavamos y los echamos en una batidora junto con el agua.  Descartamos el agua que hemos usado para dejar la avena en remojo.

3.-Batimos los copos de avena con agua limpia hasta que estén bien integrados.

4.-Colamos con ayuda de una bolsita para hacer leches vegetales, un colador muy fino o una servilleta o trozo de tela.

5.-Podemos conservar la leche en la nevera en un recipiente hermético durante unos 3-5 días.

Como veis, la leche de avena además de su buen sabor presenta multitud de beneficios para la salud.

 

 

Bardana: un excelente depurativo para los riñones, el hígado y la piel0

La Bardana (Arctium lappa), también conocida como Lampazo, Cadillo o Cachorrera, es una planta herbácea bianual de la familia de las Compuestas, muy extendida en Europa y Asia. Destaca por su efecto depurativo, su capacidad para restaurar la piel dañada y aliviar el dolor reumático.

La Bardana es una planta robusta, que puede llegar a medir dos metros de alto, tiene grandes hojas alargadas y unas flores violáceas muy características. Por sus propiedades medicinales se utilizan principalmente las raíces (por ser más ricas en principios activos), y en ocasiones las hojas y las semillas. ¡Descubre sus propiedades!

Bardana
Bardana

Prevenir cálculos de manera natural, y otras propiedades medicinales:

  • Es muy depurativa. Evita la formación de cálculos (vesiculares y renales). Es beneficiosa en caso de nefritis. Es diurética, combate la retención urinaria, la oliguria, la cistitis y otras infecciones urinarias.
  • Mejora la salud de la piel y reduce la seborrea tanto en el cuero cabelludo como en el rostro. Ayuda a combatir el acné, la dermatitis seborreica, la psoriasis, los eccemas… Además, es cicatrizante y ayuda a eliminar los herpes.
  • Es antiinflamatoria. Mejora los casos de reuma, se usa para la artritis, y está indicada para la ciática.
  • Se recomienda para la diabetes, ya que es hipoglucemiante.
  • Mejora las funciones del hígado, estimula la producción de bilis y ayuda a reducir el colesterol.
  • Es antiséptica, antibacteriana y antibiótica.
  • Favorece la recuperación de resfriados y catarros, alivia el dolor de garganta.
  • Se toma cuando hay dolencias gástricas, ya que reduce la acidez.
  • Reduce la hinchazón, combate los edemas, y ayuda a eliminar toxinas a través del sudor.
  • Propicia claridad.
  • Mitiga o elimina las hemorroides.

¿Cuáles son sus principios activos?

  • La raíz de Bardana es muy rica en inulina, entre un 30 y un 50% de su peso. Es un tipo de polisacárido o azúcar, que contiene cadenas moleculares de fructosa.
  • Ácidos fenólicos (cafeico, clorogénico, y sus derivados, como la arctiína).
  • Lactonas sesquiterpénicas.
  • Poliacetilenos naturales –un tipo de hidrocarburos– como la arctinona y el arctinol, con virtudes antibacterianas, desinfectantes y antimicrobianas.
  • Sales minerales, en especial potasio, con virtudes diuréticas y depurativas, también contiene hierro y calcio.
  • Taninos con virtudes antioxidantes.
  • Fitoesteroles vegetales, con capacidad para absorber el colesterol.
  • Poliínos y polienos, compuestos orgánicos con capacidad antimicrobiana.
  • Vitamina C y vitaminas del grupo B.

¿Qué remedios caseros puedes preparar con Bardana?

Si quieres beneficiarte de sus propiedades medicinales, te recomendamos probar la infusión depurativa. Una cucharadita de bardana por taza de agua es suficiente. Añade agua caliente y deja reposar 4 minutos. Después cuela y bebe poco a poco cuando se vaya enfriando.

Esta infusión mejora el funcionamiento del hígado, riñones, vesícula biliar y depura la sangre. También la puedes usar externamente para aliviar las quemaduras en la piel.

Para tratar las heridas, quistes sebáceos o herpes, puedes preparar un remedio con compresas, triturando las hojas de Bardana y poniéndolas directamente sobre la zona a tratar.

El aceite de Bardana se usa externamente para estimular el crecimiento del cabello. También puedes preparar tinturas con Bardana.

Debes tener en cuenta que no está recomendado su consumo durante el embarazo y la lactancia.

Stevia: la planta que nos endulza0

La stevia (Stevia Rebaudiana Bertoni) es una planta nativa de Paraguay que se utiliza como endulzante natural alternativo al azúcar y los endulzantes artificiales. Ya en la antigüedad era utilizada por los indios guaraníes y, actualmente, en países como Japón su consumo representa el 41% del total de los endulzantes consumidos.

Las hojas de esta planta son 30 veces más dulces que el azúcar y el extracto de stevia, unas 200 veces más. Además contienen un 42% aproximadamente de sustancias hidrosolubles, por ello endulza más al mezclarla con líquidos.

Stevia
Stevia

Aunque el principio activo más importante es el Esteviósido, también contiene proteínas, fibra, hierro, fósforo, calcio, potasio, zinc, rutina y vitaminas A y C.

Propiedades de la stevia

  • Tiene 0 calorías, o sea, que es totalmente acalórica.
  • Regula los niveles de glucosa en sangre por lo que puede ser consumida por personas con diabetes.
  • Al reducir la ansiedad por la comida, se aconseja su uso en dietas de control de peso (tomar de 10 a 15 gotas o una infusión 20 minutos antes de las comidas) y al regular la insulina del cuerpo, éste almacena menos grasas.
  • Realza el aroma de las infusiones o alimentos donde se añada.
  • Bactericida: se utiliza en dentífricos y chicles para prevenir la caries dental por su acción contra la placa bacteriana. También se usa para realizar enjuagues bucales o podemos añadir unas gotitas a nuestra pasta de dientes habitual.
  • Hipotensor suave, ya que regula la tensión arterial.
  • Es un diurético suave, porque ayuda a reducir los niveles de ácido úrico.
  • Digestiva: la stevia ayuda a mejorar las funciones gastrointestinales así como a facilitar la digestión o la absorción de grasas.
  • La infusión en compresas, cicatrizante y bactericida cuando se aplica sobre quemaduras o heridas leves.
  • Su consumo es beneficioso frente a la desintoxicación de tabaco y alcohol, ya que el té de stevia reduce el deseo de estos tóxicos.
  • Mejora la resistencia frente a resfriados y gripes.

Podemos encontrarla en solución acuosa concentrada, que es muy práctica para endulzar; en hojas que se usan como té o se mezclan con otras hierbas para infusión (se puede preparar en infusión caliente o en maceración en frío); o en concentrado de esteviósido, en forma de polvo blanco, también para endulzar.

Y si además quieres tener una piel tersa, puedes aplicar el concentrado de hoja de stevia en base líquida acuosa como cosmético. Sólo es necesario que te apliques una mascarilla y verás como tu piel se vuelve más suave y sin tantas impurezas.

Aceite de onagra: una perla para la salud0

El aceite de onagra proviene de la onagra (Oenothera biennis), también conocida como prímula del atardecer (Evening primrose). Se trata de una planta originaria de América del Norte, que fue introducida en Europa a finales del siglo XVII como planta ornamental. Hoy la podemos encontrar en taludes cerca de los ríos de zonas templadas. El aceite de onagra tiene múltiples beneficios, que van desde minimizar trastornos hormonales, hasta combatir problemas dermatológicos, pasando por equilibrar el sistema nervioso y estimular el sistema inmunitario, por citar algunas propiedades.

Aceite de onagra
Planta de onagra

El aceite de onagra se obtiene de la presión en frío de las semillas de la planta. Sus nutrientes más preciados son los ácidos grasos poliinsaturados, destacando el ácido linoleico y el ácido gamma-linolénico, ambos de la familia omega 6. Estos ácidos grasos esenciales son importantes precursores de diversos mediadores celulares indispensables para el correcto funcionamiento y estabilidad de las membranas de las células, el desarrollo del sistema nervioso y hormonal, y la regulación de los procesos de coagulación.

Los ácidos grasos esenciales tienen esta denominación porque son imprescindibles para mantener un buen estado de salud, aunque nuestro organismo no sea capaz de fabricarlos. Esto implica que debemos garantizarlos a través de la alimentación. El ácido linoleico se encuentra en aceites vegetales como el de girasol, así como en lácteos, grasas animales, semillas y frutos secos. El ácido gama-linolénico también forma parte de la leche materna y del aceite de borraja. Otra manera de obtener estos ácidos grasos esenciales es mediante la ingesta de aceite de onagra, que se comercializa en perlas.

Propiedades del aceite de onagra

  • Dermatología. Ayuda a combatir el eccema, el acné y la caspa. Mantiene la elasticidad de la piel y su aspecto sano. También es beneficioso para la fragilidad de las uñas y contra la caída del cabello.
  • Sistema reproductor. La onagra se ha ganado el sobrenombre de “planta de la mujer” por sus beneficios para aliviar los síntomas del síndrome premenstrual (dolor de mama, estado de ánimo, irritabilidad, dolor de cabeza y retención de líquidos) y de la menopausia (retención de líquidos, sofocos, sequedad de las mucosas, etc.). Además evita las reglas irregulares y dolorosas. Pero lo cierto es que también tiene propiedades para los problemas hormonales del hombre, como la escasez de semen, la mejor irrigación del pene en casos de dificultades para la erección y otros trastornos de la pre-andropausia (cambios de actitud y de estado de ánimo). También mejora los trastornos prostáticos.
  • Sistema nervioso. Reduce la hiperactividad. Regula la liberación y la acción de neurotransmisores. Combate el estrés y previene la depresión.
  • Sistema sanguíneo y cardiovascular. Reduce los niveles de colesterol malo (LDL), reduciendo el avance de la arteriosclerosis. El aceite de onagra es recomendable para personas con elevado riesgo cardiovascular, ya que reduce la hipertensión arterial por su acción vasodilatadora y evita la formación de trombos y coágulos.
  • Sistema inmunitario. Regula y estimula las funciones de los linfocitos T.
  • Acción antiinflamatoria. El aceite de onagra es eficaz en casos de artrosis reumatoide, fibrosis quística, procesos alérgicos y asma.
  • La onagra es útil como apoyo en el tratamiento de la diabetes, puesto que mantiene estables los niveles de insulina.

¿Conocías todas estas propiedades? ¿Te ha parecido útil este artículo? Si es así, te animamos a que te subscribas al blog para recibir más artículos divulgativos de interés.

Neem, el árbol del siglo XXI2

El neem (Azadirachta indica) es un árbol originario de la India, aunque también se puede encontrar en los trópicos de Asia, África y América. Es un árbol grande (puede sobrepasar los 15 metros), de hojas compuestas, flores flagantes y púrpuras que aparecen en marzo y abril. El neem ha sido declarado por las Naciones Unidas como el “árbol del siglo XXI” por sus propiedades medicinales, conocidas y utilizadas por la medicina ayurveda desde hace 5.000 años y avaladas por más de 2.000 estudios de la comunidad científica. En neem se conoce popularmente en la India como la “farmacia del pueblo”.

La corteza, las hojas y las semillas de neem son ricas en principios activos como alcaloides, principios amargos, flavonoides, ácidos grasos, esteroles o ácido tánico, entre otros. Con el neem se pueden tratar una gran diversidad de enfermedades, revitalizar el sistema inmunológico y, en general, fortalecer la salud. Es uno de los mejores purificadores y desintoxicadores de la sangre y actúa como antiviral, antifúngico, antiséptico, analgésico y antiparasitario.

Neem
Neem: en la medicina ayurveda de la India es conocido como “la farmacia del pueblo”.

Enfermedades que podemos tratar con el neem

  • Diabetes. En la India se ha utilizado tradicionalmente para reducir el azúcar en sangre (tomado después de las comidas, reduce el azúcar hasta un 50%). Aunque no está claro cómo actúa, se cree que incrementa la producción de insulina o bien normaliza la acción del páncreas.
  • Herpes. Combate el virus del herpes, sanando rápidamente las heridas.
  • Próstata. Estudios científicos demuestran que las hojas de neem destruyen las células cancerígenas. Su consumo habitual previene el cáncer de próstata. También es efectivo para disminuir la inflamación de este órgano.
  • Trastornos dentales. Investigadores alemanes aseguran que la corteza y las hojas de este árbol previenen la caries y otros trastornos como piorrea, aftas, encías inflamadas o sangrantes, hongos o gingivitis.
  • Gripes y resfriados. Consumir cápsulas o té de neem fortalece el sistema inmunitario, protegiendo eficazmente contra la aparición de gripes y resfriados.
  • Sistema digestivo. Se emplea la corteza para el tratamiento de parasitosis intestinales.
  • Fiebre. El neem posee una actividad antifebril, así como antiinflamatoria y analgésica.

Cómo utilizar el neem

Tanto las hojas como la corteza se pueden utilizar en decocción o reducidas a polvo. También se comercializa en forma de extracto seco. El aceite de semilla de neem sólo se puede emplear para uso externo.

  • Polvo: de 5 a 9 gramos diarios en dos veces, acompañado de abundante agua, durante 3 ó 5 días.
  • Deccoción: se necesita una cucharada sopera de hoja o corteza troceada en dos vasos de agua. Hay que ponerlo a hervir 10 minutos. Se puede tomar a sorbitos en 2 ó 3 veces.
  • Tintura o comprimidos. Hay que seguir las indicaciones del etiquetado.

El neem es seguro para la mayoría de adultos, pero no se puede tomar durante periodos largos ya que podría dañar el hígado o los riñones. Es aconsejable seguir las pautas de un médico o terapeuta. Está contraindicado en niños, mujeres embarazadas y madres lactantes. En caso de cirugía, no se puede tomar durante las dos semanas anteriores a la operación.

Kombucha: el kéfir de té negro0

Refuerza el sistema inmunitario, favorece el desarrollo sano de la flora intestinal y ayuda a eliminar toxinas. Estas son algunas de las virtudes de la kombucha, un hongo (Fungus japonicus) formado por un cultivo vivo de distintos microorganismos, tales como el Bacterium xykinum, el Bacterium glucomicum y levaduras como el Saccharomyces ludwigii y la Pichia fermentans. La kombucha se cultiva y se cuida en condiciones especialmente adecuadas en un medio de té negro azucarado. Cuando este hongo actúa sobre el azúcar se produce una modificación generada por microorganismos, ácidos y enzimas, que son los responsables de las propiedades terapéuticas de la kombucha. Su comparación con el kéfir es casi automática, puesto que ambos están compuestos por bacterias y levaduras y necesitan de un medio líquido para crecer y alimentarse. Tanto el kéfir como la kombucha producen una fermentación con múltiples beneficios para nuestro organismo.

El té de kombucha, una bebida con muchos siglos de historia

La primera referencia escrita de la kombucha data del siglo III a.C., aunque parece ser que era una bebida fermentada ampliamente consumida en toda Asia desde mucho antes. Su ingesta cotidiana en el extremo oriental de Rusia mantenía a sus habitantes en un excelente estado de salud y con una larga longevidad. Actualmente su uso está muy extendido en los países del centro y del este de Europa. En Alemania se puede encontrar en las parafarmacias con el nombre de “teepliz kombucha”, que significa hongo del té de kombucha. También existen muchas marcas en Estados Unidos.

Kombucha (Fungus japonicus).
Kombucha (Fungus japonicus).

Propiedades de la kombucha

La kombucha contiene algunas vitaminas del grupo B, 10 millones de levaduras por milímetro, entre un 0,5 y un 1,2% de alcohol, enzimas y sustancias volátiles que le confieren su sabor característico. Su riqueza en cultivos activos vivos (levaduras vitales y ácidos orgánicos esenciales) no se interrumpe después de haberla colado porque siempre quedan en suspensión partículas flotantes de levadura. Por esta razón siempre es un complemento dietético vivo. Estos son algunos de sus beneficios:

  • Favorece el desarrollo de una flora intestinal sana, al aportar cultivos de levaduras y de ácidos orgánicos.
  • Fortalece el sistema inmunitario.
  • Reestructura el equilibrio ácido-básico del organismo.
  • Es ligeramente estimulante: es adecuado tomarla en caso de cansancio y estrés para aumentar la vitalidad y rendir más.
  • Elimina toxinas. El ácido glucónico se combina con sustancias de desecho de nuestro organismo como el colesterol y el ácido úrico, entre otras, facilitando su eliminación.
  • La kombucha se ha usado en enfermedades como reumatismo, asma, estreñimiento, hipertensión arterial, artritis y úlceras gástricas.
  • Se prescribe como complemento alimenticio en casos de mala digestión, mala absorción de alimentos o enfermedades crónicas del intestino.
  • También es útil como tratamiento complementario en algunos casos de cáncer y para reforzar el sistema inmunológico en pacientes de sida.

Como jugo preventivo y saludable, se puede comenzar a tomar una pequeña cantidad de kombucha e irla incrementando hasta llegar a un vaso al día. Si una persona se encuentra convaleciente o quiere colaborar en el tratamiento de una enfermedad, puede tomar más cantidad, siempre guiándose por la respuesta del organismo, ya que se ha descrito algún caso de intoxicación hepática por una ingesta excesiva de kombucha. No es una bebida adecuada para personas con diabetes por el elevado índice de azúcares, pero existe un compuesto concentrado a base del propio hongo de kombucha. Son una gotas que se diluyen en agua y son aptas no sólo para diabéticos sino para todo tipo de pacientes.

¿Quieres preparar kombucha en casa?

Necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 80 gr de azúcar.
  • 3 gr de té negro de Ceylán.
  • 1 litro de agua.
  • Hongo de kombucha y un vasito de kombucha ya elaborado.

Preparación:

  • Hay que poner a hervir el azúcar con agua. Cuando el agua hierva y el azúcar se haya disuelto del todo, lo retiramos del fuego y le añadimos el té negro de Ceylán.
  • Lo dejamos reposar tapado durante 30 minutos.
  • Lo colamos y lo dejamos enfriar.
  • Si no hemos consumido kombucha, tiramos un poco, pero siempre tenemos que dejar porque, cuando añadamos el nuevo té, el proceso de fermentación se pueda reiniciar correctamente.
  • El proceso de fermentación se hace en unos 15 días. Por lo tanto es importante que cada 15 días como mínimo lo alimentéis.

Foto: “The Kitchn” en Pinterest